¡Bienvenido a Krory Milium, Invitado!

Nos alegra verte por aquí.




Últimos temas
» Returning to Venice (WIP)
Jue Mayo 24, 2018 11:59 pm por Adelei D'Cielo

» ۝ Petición de Afiliación.
Jue Mayo 24, 2018 5:04 pm por Afiliados Krory

» Eki Minamoto [ID. Academia Cha]
Miér Mayo 23, 2018 11:09 am por Adelei D'Cielo

» Krory en mareas misteriosas: La búsqueda del origen - TRAMA [Prólogo & inscripción]
Miér Mayo 23, 2018 11:02 am por Petrucio Farnese

» ¿Donde le darías un beso?
Mar Mayo 22, 2018 10:18 pm por Anaïs Larousse

» ¿Qué harías si...?
Mar Mayo 22, 2018 11:58 am por Kira Minamoto

» {A} ۝ REGISTRO GLOBAL OBLIGATORIO.
Mar Mayo 22, 2018 11:32 am por Kira Minamoto

» Kira Minamoto[ID. Academia Cha]
Mar Mayo 22, 2018 11:02 am por Victoria S. Blueflame

» Blooming [Priv. Enzo]
Lun Mayo 21, 2018 2:23 am por Astoria Pendragón

» Лана передает привет [Priv. Gabrielle Mori] +18
Lun Mayo 21, 2018 2:19 am por Svetlana Dragunova

» El deber es un dios que no consiente ateos [Priv. Raffaello Caruso]
Dom Mayo 20, 2018 11:51 pm por Raffaello Caruso

» Only You...What's else? [Priv. Petrucio Farnese]
Dom Mayo 20, 2018 9:58 pm por Petrucio Farnese

» Cierre de Temas
Dom Mayo 20, 2018 3:34 am por H. Meredith Lawson

» Sólo negocios, nada personal. [Priv. Silcius Rocafort]
Vie Mayo 18, 2018 1:28 am por Salvatore D'Angelo

» Réquiem w/ Amelia
Jue Mayo 17, 2018 10:09 pm por Franz von Habsburg

» Babydoll w/ Gabrielle
Jue Mayo 17, 2018 9:15 pm por il Maestro mascherato

» Révolution française w/ Edward
Jue Mayo 17, 2018 8:34 pm por E. Sabine Baker

» Shake and Fingerpop —Marco.
Miér Mayo 16, 2018 11:06 pm por Marco Farnese

» Always together [Priv. Victoria]
Miér Mayo 16, 2018 10:09 pm por Sarah Westerman

» Two flowes [Priv. Victoria S.Blueflame]
Sáb Mayo 12, 2018 1:49 pm por Marie Labov

¿Quién está en línea?
En total hay 4 usuarios en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 4 Invitados

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 54 el Jue Mar 19, 2015 10:15 am.






Compañeros







Damos crédito a HeySpace y RavenOrlov eget posuere mi. Aliquam faucibus gravida aliquet. Curabitur odio urna, tristique et porta eu, bibendum et ex. Phasellus vel eros ante. Maecenas et pellentesque risus. Praesent in quam at mauris convallis scelerisque.
N U E S T R O S — A F I L I A D O S
Crear foro


VÓTANOS!




CRÉDITOS
Agradecemos a todos los miembros del foro su dedicación y participación en Krory Milium, sin vosotros esto no sería posible. Gracias al Staff por su ayuda para mantener el foro y sus diseños que le dan al foro una imagen increíble. Les damos las gracias a todos los miembros del staff de ForoActivo que nos han ayudado con nuestros problemas y nos han tratado y atendido de maravilla.

La trama del foro es original, inspirada en la serie D-Gray Man. Todas las tramas, historias, diseños y códigos son creación del staff. Por favor no copies o toméis sin permiSo.

Las imágenes que ambientan el foro han sido extraídas de DeviantArt, Pinterest y zerochan.


SÉ ORIGINAL, NO COPIES.

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Un descanso del deber [priv-Kalypso]

Mensaje por Invitado el Dom Feb 22, 2015 10:38 pm

Hacía unos días que se encontraban en Venecia. Buscando información sobre esos vampiros despreciables. Pero no habían demasiados resultados en su búsqueda. Quizá habían utilizado otros nombres en la fiesta, o quizá mantenían un perfil muy bajo en aquella ciudad. Pero parecía que encontrarlos sería más complicado de lo que habían pensado Erian y él.

Ese día precisamente se habían separado para ver si de esa forma podían recaudar información con mayor facilidad. Pero al parecer, y al menos de su parte, el resultado siempre era el mismo. Estaba desesperandose más, porque pensaba que entre más días pasaran peor era el destino de la persona que deseaban rescatar.

El sol se había despedido de los mortales hacía una hora, por lo que pensaba que sería más fácil reunir información en el sitio al que la mayoría de hombres iban al anochecer. Una taberna. Además, un par de tragos seguro que le ayudarían a relajarse y a sentirse mejor. Fue de esta forma que llegó a una taberna con un nombre poco usual. "El tuerto bill". Bueno, de donde él venía las tabernas tenían nombres menos repugnantes. Pero al final decidió omitir el nombre y entrar por licor.

Sentado ya en la barra bebiendo una cerveza, investigaba las caras de los presentes. Tratando de averiguar quien sería el más apto para brindarle información.....

Pero antes de que pudiese encontrar a quien podría brindarle información, y como era de esperarse en un bar, los problemas iniciaron. Un borracho golpeó contra la barra justo a su lado, y empezaron los griterios roncos, entusiasmados por la acción. "Y tu que miras niño bonito?" había dicho el agredido a lo que el albino tan solo guardó silencio mirandolo fijamente. Una mierda, había ido alli para conseguir un aliado no para encontrar precisamente lo contrario
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Un descanso del deber [priv-Kalypso]

Mensaje por Invitado el Lun Feb 23, 2015 3:35 am

Ya hacía un tiempo había logrado terminar todos sus asuntos, << ¡Ya es hora de tomarnos un tiempo! >> festejaba dentro de su conciencia. En una rústica bolsa de tela, en su interior, llevaba el encargo de un cliente. Un hermoso aplique de cabello adornado con unas brillantes piedras preciosas de color rojo muy valiosas, algo que cualquiera podía deducir incluso sin tener conocimientos en orfebrería. Para ser sincero este trabajo le había dejado un poco exhausto ya que tuvo que el accesorio se encontraba en un inhóspito pueblo un poco más en el interior de Italia. Obviamente en el trayecto del viaje hubo momentos en el que no le quedaba mucho más opción que caminar, lo que le había requerido más tiempo del deseado, era algo irremediable. Pero sin importar los costos que estos demandaban no se dio por vencido y cumplió con sus deberes. Cabe aclarar que para obtener aquel accesorio no hizo más que robarlo.

Ya por fin en Venecia, a pesar de que se tomó todo su tiempo y tranquilidad para regresar a su actual ciudad, en estos momentos estaba completamente agradecido por haber llegado. Una sensación de paz inundó su interior, ya estaba en un lugar que conocía más que bien y era hora de comenzar a disfrutar. Aprovechando la volada de que no había comido nada desde hacía bastante rato, se hizo un tiempo y fue a visitar aquel bar que solía visitar con sus queridos allegados.

-¡Madre mía que está repleto de escorias este lugar!- Fueron las palabras que entonó con fuerza al momento de dar un paso dentro del local. Allí mismo se encontraba, como era de esperarse, un amigo suyo "platicando" alegremente con una señorita. No hacía falta que este hablase para darse cuenta de lo ebrio que se encontraba. Por un momento el amigo suyo estuvo a punto de enfrentarlo en una discusión por la forma en que había reaccionado al principio, pero cuando se percató que la persona que se le había dirigido no era ni más ni menos que Kalypso, su rostro se tornó en la típica sonrisa de alcoholizado enfiestado. Este se puso en pié y con su pesado brazo lo rodeó por el cuello. -¡Oye! Pero mira a quien tenemos aquí, el...- Su comentario rápidamente fue interrumpido por un fuerte estruendo. Tal parecía aquello era el comienzo de una pelea, visto por como la gente animaba la confrontación como buenos carboneros que eran. Obviamente no podía dejar de lado aquella situación, relamiéndose los labios, observaba con deseo aquel desorden.

Si bien por deducción sacó que aquello era una pelea, desde donde se encontraba poco podía divisar. Por eso mismo desde su lejano lugar se sacó de encima a su pesado amigo, el cual sorprendido se enoja un poco debido a que prácticamente lo azotó contra la pared sin darse cuenta. Pero mucha atención no le prestó porque rápidamente se encaminó hacia el centro del espectáculo. -¡Oigan! ¡¿Qué creen que están haciendo?! ¡Dejen las peleas para las calles! -Gritó lo suficientemente fuerte como para que todo el mundo lo escuchase, fingiendo seriedad ante el asunto, que rápidamente perdió cuando de sus labios se escuchó una fuerte carcajada. -¿No ven que hay gente que quiere comer y beber en paz? - Nuevamente intento retomar la seriedad, sin embargo, poco le resultó debido a que se encontraba tentado de la risa.

En su camino había divisado un hombre peliblanco en frente suyo, pero más que el hombre, lo que le había llamado la atención era la cerveza que estaba bebiendo. Con su viveza pasó junto a este y le arrebató la bebida. Sin dudarlo mucho le dio un trago y continuó caminando como buen oportuno a través de la multitud. Tratando de divisar las principales figuras del espectáculo. Debía admitir que todo ello le apasionaba, si había algo que le gustaba era ver como alguien caía como plomo al suelo en las peleas y esta no era la excepción. Nuevamente, volvió a darle un sorbo bastante largo a la cerveza mientras repartía carcajadas pro el lugar.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Un descanso del deber [priv-Kalypso]

Mensaje por Invitado el Lun Mar 09, 2015 2:03 am

Una voz se hizo presente en la cantina, acallando a los revoltosos que estallaban en carcajadas sonoras. Eran borrachos de lo más extraños. En su tierra, si peleabas con alguien peleabas hasta que alguno no pudiese moverse. No entendía a los italianos. Escuchó que nuevamente hablaba aquel hombre y entonces lo miró de reojo. Un tipo de mediana estatura y cabello claro, en un tono bastante inusual. Parecía astuto, algo en su mirada le advertía de que era el tipo de carroñero que podía dejarte en ropa interior en pocos segundos si te descuidabas.

En todo el tiempo que duro aquella extraña escena no hizo nada, simplemente bebió un pequeño trago de su vaso para luego dejarlo en la barra. Miró a los borrachos que partían alegres del sitio en el que antes habían causado un destrozo, los muy estúpidos se retiraban como si nada hubiese pasado abrazados por los hombros.

Cuando regresó su mirada al frente observó la pálida mano del hombre robándose su bebida. Le miró con cierta incredulidad unos segundos. No entendía como ese hombre se atrevía a robarle el licor a un escocés. De entre todos los hombres en esa taberna, era el peor error robarle a un escocés. De inmediato se puso en pie y avanzó hasta aquel hombre tiró de su hombro para hacerle girar y encararlo. Sin una palabra tomo a aquel sujeto tan extraño por el cuello de la camisa, levantándolo un poco del suelo, mientras le miraba con seriedad.–Hay pocas cosas que enfaden a un hombre de Escocia. Pero sin duda, meterte con su bebida es una de esas cosas. –dijo con voz profunda mirándole intensamente. Aún se mantenía calmo, tratando de actuar maduro y dándole tiempo al delincuente para arrepentirse y devolverle su bebida.

Lastimosamente, con esto podía irse despidiendo de su intensión inicial de conseguir información en aquel bar. Si iniciaba un pleito con aquel hombre que parecía bastante conocido entre esos hombres en el bar, seguramente nadie màs hablaría con él. Pero no importaba, debía enseñarle a ese hombre que debía respetar el alcohol de un hombre.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Un descanso del deber [priv-Kalypso]

Mensaje por Invitado el Jue Mar 12, 2015 4:23 am

Tan despreocupado estaba que la verdad no pudo darse cuenta de que el hombre al que le había robado el alcohol se había puesto de pie y lo había seguido. << Vaya, así que tenemos un rencoroso >> Fueron las palabras que se le cruzaron por la mente al momento es que había sido volteado forzosamente por el hombro. Si bien en el momento andaba medio desprevenido, aquella brusca interrupción que había sufrido no había le había afectado en absoluto, es más, le había causado cierta gracia. -Oye, hombre, ¿Puedes tranquilizarte un poco?- Dijo haciéndose el vivo, sin importarle las consecuencias de sus palabras, decidió enfrentar al hombre que osaba agarrarle por el cuello de su ropa. Si bien no estaba realmente interesado en meterse en problemas con el tipo, tampoco podía evitar hacerse el tonto como lo estaba haciendo en estos momentos.

Alzó su mano, aquella que tenía la jarra ajena, mostrándosela al hombre. Posteriormente, con su mano libre le agarra de una de sus muñecas y logra zafarse un poco de la brusquedad por la que estaba padeciendo. Por el momento no tenía intenciones de encararlo físicamente, prefería, más bien, hacerlo con palabras. -Aquí tienes tu jarra, estuvo bastante bien...-Alzó sus hombros y los dejó caer, tratándose de convencer a si mismo de lo que estaba diciendo, pues no podía obviar el hecho de que había probado mejores cosas. -Sin embargo, la casa ofrece mejores tragos.- Dijo esto como si conociera al hombre de toda la vida, con una pícara sonrisa en su rostro, como la que siempre solía tener. Dicho esto, empujó al hombre hacia atrás y le estampa el recipiente contra el pecho ajeno para devolvérselo sin mediar las consecuencias de esta acción. Aquella persona que estaba desafiándole era claramente un extranjero. Si, está bien, el mismo mencionó que era escocés, pero con solo escuchar su acento pudo percatarse de que no pertenecía a esta zona y que incluso su dialecto era muy diferente a aquellos derivados del latín.

¿Qué es esa sensación húmeda que recorría lo largo de sus dedos? Seguramente había volcado unas gotas de la bebida al entregarle la misma al peliblanco con el que estaba charlando, pero como era de esperarse, dio por menor este detalle. Una opinión personal sobre el escocés, no podría afirmar que este le cayó particularmente mal, pero le resultó divertido la reacción del mismo, si se había metido en el desorden era justamente, para buscar desorden, un escocés, que interesante. ¿Cómo piensan los hombres de aquellos lugares? Hasta el momento lo único que pudo deducir es que seguramente tenían la cabeza llena de licor, visto por la curiosa actitud que el hombre había adquirido. -¿Quieres tomar un par de tragos? Yo invito.- Rápidamente se echa un poco hacia atrás, haciéndose el gracioso. -Claro, si es que sigues sin rencores.- Si bien dijo todo esto como un intento de reconciliación, en la connotación de estas palabras se alzaba una viveza que fácilmente podría ser confundida con una mera burla. Tampoco es que se había rendido fácilmente, simplemente estaba algo divertido por la situación, a tal punto que no podía tomar en serio ninguna de las palabras que le habían dirigido ni tampoco la situación en la que estaba metido.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Un descanso del deber [priv-Kalypso]

Mensaje por Invitado el Dom Mar 15, 2015 9:15 pm

Sin duda ese tipo estaba loco o quizá era un suicida porque en ese momento estaba burlandose de quien menos debía. Justo estaba a punto de dejarselo claro, estampandole su puño en plena cara. Pero el otro le mostró la jarra de licor y entonces olvidó lo que estaba a punto de hacer. Después de todo el albino no era un hombre violento. Por el contrario siempre se mantenía calmado en cualquier situación, excepto cuando de robarle se trataba, más si era SU licor.

Afiló la mirada en cuanto empezó a hablarle de nueva cuenta. No sabía muy bien que esperar de ese sujeto. Así que prefería mantenerse un tanto alerta. Se apartó de él en cuanto le empujó, aunque a penas retrocedió un par de pasos. Y frunció el entrecejo cuando le entregó la bebida de esa manera. Las gotas salpicaron su perfecta camisa blanca y eso sin duda le enfado. Pero logró conservar la calma lo suficiente para no estrellarle la jara en la cabeza a ese sujeto. A fin de cuentas si podía evitar el pleito, era mejor para su propósito de conseguir información.

Le vio apartarse, demasiado extraño ese tipo ahora que podía verlo de pies a cabeza. Los italianos sin duda no eran para nada normales. Solo esperaba encontrar a la bruja, madre de su mejor amigo, y poder regresar a las tierras húmedas de Escocia lo más pronto posible.

Ese hombre bizarro luego de robarle su bebida, devolvérsela, insultarle y ensuciarle ahora estaba invitandole a beber. Le miró fijamente con la mirada afilada, diciendole claramente "estas loco de remate si crees que voy a irme contigo, extraño pajarraco de cabellera rosa". (?) Pero luego, lo pensó un poco más. Habiendo visto su interacción anterior con los hombres de aquel bar, parecía alguien muy sociable. Alguien que sin lugar a dudas podría tener muchas noticias sobre los movimientos de Venecia y sus extraños habitantes. Quizá aceptar su invitación en vez de romperle la cara sería mejor opción.

Erian... si supiese todo lo que hacía por el. Para que encontraran a esa bruja perversa que tenía por madre. -Aceptaré tu invitación, porque has derramado mi bebida. Es justo que me invites una nueva. -dijo aún en tono muy serio. Dejando ver que aún no confiaba en el extraño y que le mantendría vigilado. Que ahora le perdonaba, solo porque necesitaba algo de él. Punto.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Un descanso del deber [priv-Kalypso]

Mensaje por Invitado el Mar Mar 24, 2015 4:37 am

Ladeo su cabeza, esperando una respuesta del otro tipo. Como era de esperarse, se mostraba completamente sereno, sin ningún tipo de miedo ante la posibilidad de llegar a un futuro conflicto, completamente despreocupado. El hombre postrado serio frente a él no llegaba a intimidarle en lo más mínimo. Se podría decir que hasta el momento simplemente se encontraba socializando un poco, de vez en cuando era bueno conocer a personas nuevas, después de todo, las personas que se encontraban allí reunidas, por lo menos en su mayoría, eran unos tortolitos. Claro, él también era uno de ellos, dicen que si alguien le dice idiota a otra persona este resulta ser uno aún peor, pero esto ya se va del tema.

Tras escuchar la respuesta del otro, lanzó un pesado suspiro al mismo tiempo que dejaba caer un poco sus hombros. Un poco más relajado y tranquilizado, simplemente se dedicó a echarle una sonrisa un poco ataviada para el forzado buen clima que se había instaurado. -Oh, será un placer...- Por apenas unas milésimas alzó ambas cejas al contestarle al hombre, irónico.<< Vamos, un poco más de seriedad, Kalypso...>> Se reprochó a si mismo inmediatamente después de haber abierto la boca, por el momento ya había armado demasiado escándalo. -¿Prefiere quedarse en este sitio o acaso desea ir en busca de alguna de las mesa por allí?- Dijo mientras echaba de un rápido movimiento su cabeza a un lado, para señalarle unos sitios vacíos que se había cruzado en su pequeño trayecto desde la puerta del local al lugar donde se encontraban.

Por fin era hora de la bebida. Ah, ya podía saborear los fantasmas del fuerte sabor de la bebida en sus labios y en la garganta y quizás acompañada de una buena charla entre extranjeros. Hacía bastante que no charlaba con uno, la verdad, los últimos con los que había intentado entablar una conversación relativamente seria resultaron ser tipos que apenas podían dominar el italiano y hacer preguntas básicas sobre el día o una dirección. Se afirmó sobre una de sus piernas, y manoteó la correa de su bolso, o por lo menos eso intentó. -...- << ¿Donde está el bolso? >> Profundo, se hizo la pregunta. Al principio no se dio cuenta, hasta que luego de unos momentos por fin cayó en pánico.-¡¿ Donde mierda está mi bolso?!- Ya su completa atención hacia hombre pasó fugaz a la búsqueda de su descuidado bolso perdido. Pegó su vista al suelo, sin ser capaz de encontrar ni un mínimo rastro de la misma por allí, haciendo que se desesperara aún más. Le había perdido y no tenía la más mínima idea de donde podría encontrarse. Volvió su vista al hombre y le preguntó muy serio al respecto: -¿Acaso cuando me acerqué traía conmigo un bolso de tela?- Sumamente preocupado, esperó la respuesta del hombre, mientras que observaba atento a cada hombre que pasaba a su lado, a cada ser que se encontraba en el lugar, con el gran temor de haber sido saqueado sin haberse dado cuenta. Se estaba divirtiendo tanto que seguramente el karma le estaba jugando una mala pasada, y ya de por se moría de vergüenza y de nervios al saber el dinero que estaba perdiendo por tal despiste. ¿Qué iba a hacer ahora? Allí tenía suficiente dinero para darse lujos de bebida para un mes. Se le estrujaba el corazón al pensar en el esfuerzo en vano que se había sometido para luego ser compensado de esta forma.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Un descanso del deber [priv-Kalypso]

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.