¡Bienvenido a Krory Milium, Invitado!

Nos alegra verte por aquí.




Últimos temas
» ۝ Confirmaciones.
Jue Nov 02, 2017 8:34 pm por il Maestro mascherato

» ۝ Cambios de botón y otros.
Jue Nov 02, 2017 8:31 pm por il Maestro mascherato

» ۝ Petición de Afiliación.
Jue Nov 02, 2017 8:19 pm por il Maestro mascherato

»  {INFO} ۝ Razas y Habilidades
Jue Nov 02, 2017 4:01 pm por il Maestro mascherato

»  {A} ۝ MODELO CÁMARA DE BANCO
Jue Sep 14, 2017 5:14 pm por Tesorero

» {A} ۝ MODELO CRONOLOGÍA
Jue Sep 14, 2017 11:04 am por il Maestro mascherato

» {INFO} ۝ ACADEMIAS EXORCISTAS
Miér Sep 13, 2017 11:50 am por il Maestro mascherato

» {A} ۝ REGISTRO GLOBAL OBLIGATORIO.
Mar Sep 12, 2017 7:20 pm por il Maestro mascherato

» {A} ۝ MODELO FICHAS
Mar Sep 12, 2017 4:40 pm por il Maestro mascherato

» Ho Seok ¡pruebas
Mar Sep 12, 2017 1:09 am por Ho Seok

» Who's the one hurting? [Priv. Zaira de la Vega]
Jue Feb 23, 2017 5:48 pm por Zaira De la Vega

» Mistery Dancing (Privado Marie)
Lun Ene 23, 2017 6:22 pm por Marie Labov

»  Una Banshee ( Eretreia)
Sáb Ene 21, 2017 1:54 am por Eretreia Bennett

» Fire [Priv. Alexander Wayland]
Sáb Ene 21, 2017 1:20 am por Eretreia Bennett

» Confieso que...
Miér Ene 11, 2017 1:24 pm por Victoria S. Blueflame

» Las caricias entre la noche pierden la cordura por la tentación. /Priv. Marie./+18
Mar Dic 06, 2016 11:55 pm por Marie Labov

» Shake and Fingerpop —Marco.
Miér Sep 07, 2016 12:35 pm por Marco Farnese

» ¿Qué canción...?
Lun Sep 05, 2016 3:54 am por Nuvak

» ¿Qué piensas del de arriba?
Lun Sep 05, 2016 3:29 am por Nuvak

» ¿Crees en el destino? [Priv Kaile Blair]
Miér Ago 31, 2016 3:03 am por Kaile Blair

¿Quién está en línea?
En total hay 3 usuarios en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 3 Invitados

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 54 el Jue Mar 19, 2015 10:15 am.






Compañeros







Damos crédito a HeySpace y RavenOrlov eget posuere mi. Aliquam faucibus gravida aliquet. Curabitur odio urna, tristique et porta eu, bibendum et ex. Phasellus vel eros ante. Maecenas et pellentesque risus. Praesent in quam at mauris convallis scelerisque.
N U E S T R O S — A F I L I A D O S


VÓTANOS!




CRÉDITOS
Agradecemos a todos los miembros del foro su dedicación y participación en Krory Milium, sin vosotros esto no sería posible. Gracias al Staff por su ayuda para mantener el foro y sus diseños que le dan al foro una imagen increíble. Les damos las gracias a todos los miembros del staff de ForoActivo que nos han ayudado con nuestros problemas y nos han tratado y atendido de maravilla.

La trama del foro es original, inspirada en la serie D-Gray Man. Todas las tramas, historias, diseños y códigos son creación del staff. Por favor no copies o toméis sin permiSo.

Las imágenes que ambientan el foro han sido extraídas de DeviantArt, Pinterest y zerochan.


SÉ ORIGINAL, NO COPIES.

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Rotkäppchen (priv. Leonel)

Mensaje por Invitado el Miér Mar 18, 2015 2:19 am

En el día los pasillos de aquel hotel se encontraban en su mayoría desiertos. Los huéspedes de la lujosa estructura preferían dormir cuando el sol reinaba en el firmamento, pues muy pocos soportaban la luz del astro rey. Cosa extraña, pues el hotel en la mayoría de ambientes mostraba una oscuridad perfecta para proteger a los vampiros. No le importaba de igual forma. El no necesitaba dormir como muchos. Bastaba con succionar energía de algún patético humano para continuar con su rutina sin cerrar los ojos ni por unos minutos.

Se encontraba aburrido. Pues el día anterior en el primer ensayo del teatro, había jurado que no volvería hasta que la zorra que tenía el papel secundario en la obra se aprendiera las notas exactas en las que debía cantar. No estaba dispuesto a perder el tiempo con esa mujer sin experiencia y sin responsabilidad, y antes de usar su voz mortal frente a todo el elenco en un arrebato de cólera prefería descansar en su habitación de hotel. A fin de cuentas, los ensayos poca falta le hacían al albino.

Su figura elegante y viril se paseaba por la sala de estar, la tenue luz de una lámpara iluminaba la estancia dando un suave brillo dorado a toda la estancia. Como siempre, él vistiendo como un perfecto caballero, o un príncipe que quedaba muy a juego con aquel monumental castillo. Las manos cruzadas a su espalda con actitud relajada, escudriñando todo en la estancia, buscando algo de interés para perder el tiempo que no podía estar en el teatro.

Debería cobrarle a esa mujerzuela cada hora de hastío que le obligaba a pasar con su ineptitud. Revisó la estantería que parecía tener una colección importante de libros antiguos en perfecto estado. Ludwing siempre había sido amante de lo bueno, no le sorprendía en absoluto que tuviese aquellas joyas tan perfectamente conservadas. Seguramente arrancaría las gónadas a quien maltratase sus valiosos tesoros. Por eso le agradaba.

Un libro llamó su atención por lo que lo retiró de la repisa. Una primera edición del famoso libro de Charles Perrault con su recopilación de cuentos, publicada ya hacía bastante tiempo. Ese Ludwin.... le rendiría el sombrero por mantener tan pulcro aquel libro que casi olía a papel nuevo.  Ahora que recordaba, el pelirrojo tenía un hijo al cual no conocía. ¿Sería ese un adorado tesoro de aquel infante? Podría bien explicar por que le habían mantenido en tan perfectas condiciones. Podría pensar eso, si no conociese a Lude como lo conocía. De sentimental tenia ese hombre, lo que él tenía de paciente. -Rotkäppchen.... Maravilloso cuento, triste final. La puta se queda con la gloria por siempre y el inocente lobo es asesinado sin justicia alguno. -comentó en voz alta con su voz profunda. Tan solo algo para él mismo, para entretenerse. No era de extrañar, que los vampiros con tantos siglos encima terminaran medio perdidos en sus propios mundos.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Rotkäppchen (priv. Leonel)

Mensaje por Invitado el Lun Mar 30, 2015 1:06 am

La luz del día había traído consigo un silencio espectral en el majestuoso castillo. No se filtraba a través de los titánicos ventanales, no obstante el astro traía consigo la inminente modorra en la mayoría de los residentes. No en el caso de Ludwig, el cual se hallaba en las cocinas en compañía de Alfred y Fa-Tang, tratando de mantenerse despierto del peligro que acarreaba su lado oscuro. El fruto de ambas partes ; Leonel. Y tampoco estaba por la labor de descansar en horas diurnas.

La sala de estar era uno de los lugares favoritos y más recurrentes del pelinegro. Se situaba en la segunda planta y sus dimensiones eran titánicas. Sumida en una calma sobrecogedora, ya hacía varias horas que el vampiro había permanecido encerrado, sumergido en su pasatiempo favorito y lo único que podía templar su oscuro carácter versátil : la pintura.
Muchos eran los cuadros que decoraban aquel hotel y él había pintado. Cuadros cargados de una magnificencia y delicadeza que muchos encontraban chocantes teniendo en cuenta cómo se las gastaba el pelinegro. La sensibilidad no era una de sus virtudes, tampoco la delicadeza, pero como todo amaba la belleza, aquella belleza cálida e innacesible que era capaz de plasmar en sus cuadros cargados de contrastes suaves, de tonos saturados y personajes de belleza mística, paisajes como, el que ahora, trazaba como si un misterioso impulso controlase su mano y su cerebro, y tal era el punto que ni siquiera se había percatado de que una persona se abría paso en el salón. Él permanecía en la esquina más penumbrosa de la habitación de espaldas al albino a una considerable distancia, su torso desnudo estaba embadurnado de manchas de pintura de diferentes colores que bañaban como tatuajes la piel de porcelana flexible, condecorando los músculos bien formados de su pecho, su abdomen, los tensos nudos de sus brazos ejercitados, el tatuaje del escorpión que abrazaba su cuello. Chorreones carmines manchaban su mandíbula como la sangre recién derramada, y todo se debía a una sola razón : estaba pintando con las manos.

Alternaba ; sus dedos, la palma de sus manos e incluso su antebrazo difuminaba el gigantesco cuadro de dimensiones intimidantes que se cernía cada vez más nítida al fondo del salón. El cuerpo inerte de una mujer desnuda en un paisaje boscoso y sobrenatural era lo que delineaba con magnificencia, elaborando los bellos contornos de sus caderas ; su mirada, oscura y penetrante parecía mirar directamente al peliblanco que tras él echaba un vistazo a la suculenta colección de libros que su padre le había regalado. ¿El por qué de las perfectas condiciones? aun no se había respondido a dicho misterio. La violencia del pelinegro no correspondía a materiales inertes, al arte y a la lectura. Todo ello formaba parte de sus aficiones inconcebibles en un monstruo encarcelado en el hotel y esperando a ser tratado médicamente. Su silencio fue largo y opresor al escuchar las palabras del vampiro al otro lado, como si realmente no lo hubiese escuchado nunca, pero él era así. De temple escalofriantemente sereno e impredecible.— Efectivamente, y me sorprende que hayas sido el primero en opinar lo acertando al respecto.—Su voz resonó como un eco enigmático y juvenil. Su voz sedosa y rasgada era matizada por una serenidad inquietante. No se dio la vuelta en ningún momento, la pintura funcionaba como una canalizadora de sus sombrías emociones.

...Ellas eran evidenciabas en el cadáver que se postraba en múltiples almohadones al otro lado.

Una joven yacía, encubierta en sangre tibia recién derramada posando y funcionando como modelo a lo que el varón pintaba con aquel esmero. Sus ojos mortecinos reflejaban un terror pasivo, los resquicios del pánico y el horror sufridos antes de morir. Su cuerpo desnudo estaba en perfecto estado salvo por la sangre que manchaba sus senos y se extendía por su cuerpo, sangre que servía al pelinegro para pintar a su vez el lienzo sobre la pared. Por unos instantes se detuvo para dar una profunda calada a aquel cigarro humeante que pendía de sus desabridos labios, giró el rostro tétricamente lento hacia la derecha, clavando sus impactantes pupilas carmines en él, analizándolo con gélida impavidez ; entrecerró los ojos, exhalando el humo con oscura y sugerente lentitud...

 ¿Y? ¿Has venido a posar con la chica, o vas a entretenerme contándome un cuento?
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.